AUTOR

José Manuel Pinto Carrasco

Ingeniero agrónomo, SAT Hnos. Chico.

Manuel Toledo Castillo

Doctor en Veterinaria, Agropecuaria Casas Nuevas

 Nulíparas | Puntos clave para optimizar la productividad

Las nulíparas son la clave para la mejora del estatus sanitario de la granja, a la vez que son la base de la evolución genética -algo esperado- y con ello, viene aparejado un aumento del potencial productivo de la granja.

Este grupo de cerdas son el motor de la granja: cuando mejor sean ellas, mejor será la producción de la explotación.

El número de cerdas cubiertas es el parámetro más influyente para mantener constante la producción

 Parámetro
Imp. relativas%
Nº cerdas cubiertas 60
Tasa de partos 30
Nº nacidos vivos 5
Mortalidad lecho 5

Tabla 1. Peso de cada uno de los parámetros para alcanzar un flujo constante de lechones destetados por semana o banda (Foxcroft, 2001)

Puntos clave de la Productividad
  • Mantener constante el flujo de lechones por semana o banda (Tabla 1), ya que esto determina el flujo de caja de la explotación
  • Destetar animales de calidad, entendida ésta como la capacidad de los lechones de alcanzar su máximo potencial de desarrollo
  • No superar el 50% de reposición, no sólo por el incremento de coste de los lechones para amortizar la cerda, sino por los peores resultados que tienen los lechones de primerizas en las fases de destete y cebo -debido a su menor calidad inmunológica-

Por lo tanto, el número de cerdas cubiertas es el parámetro más influyente para mantener constante la producción.

Para conseguir que este parámetro sea el adecuado, debemos disponer de la cantidad de nulíparas adecuado para mantener constante el número de cubriciones.

Para saber la cantidad de primalas que debemos de cubrir en cada banda (semana) hacemos uso de la siguiente ecuación (NC):

Por ejemplo, en una explotación de 2.200 cerdas con una reposición del 50% será necesario cubrir:

De esta forma, es necesario que cada semana se cubran 21 primalas para mantener el objetivo de cubriciones semanales constantes y la estructura censal de la explotación.

Otros puntos clave de la productividad
  • Longevidad de la cerda y su productividad a lo largo de su vida, expresada en lechones destetados, o en kg de carne producidos durante su permanencia en la explotación -lechones destetados por cerda a la baja o kg de carne destetada por cerda a la baja-
  • Hay que tener claros los objetivos productivos que deben de alcanzar las nulíparas una vez dentro del núcleo reproductor, para detectar las desviaciones y corregirlas.
  • El peso óptimo, y más rentable, en el momento de la primera cubrición. esto determinará la productividad de la reproductora
  • Es necesario hacer una monitorización del desarrollo y manejo de la alimentación hasta la primera cubrición, y hacer un buen desarrollo de protocolos de cubrición específicos para este tipo de animales
  • Seleccionar las nulíparas con el mayor potencial productivo, y mostrar especial atención a los índices de selección.

Es fundamental tener muy claro el objetivo de cubriciones de nulíparas y debe ser de obligado cumplimiento, ya que, como hemos visto, es uno de los factores identificados con mayor peso en los lechones destetados por cerda y año

Es necesario monitorizar la evolución de los índices genéticos de las primalas para asegurarnos la mejora productiva de las explotaciones.

distribucion-frecuencia

Gráfica 1. Distribución de frecuencias de índices genéticos

PRRS infección natural con el virus de la granja: vacunación
Parvovirus vacunación antes de entrar en cubrición
Influenza vacunación en periodo de recría
Sarna tratamiento con ivermectina en periodo de recría
Circovirus vacunación de lechonas y antes de entrar en cubrición
Temblor congénito exposición a restos de semen del área de cubriciones y heces
Enterovirus exposición a heces
Micoplasma vacunación de lechonas y antes de entrar en cubrición
Ileitis vacunación de lechones
Mal rojo vacunación antes de entrar en cubrición
Aujeszky protocolo vacunal en recría

Tabla 2. Protocolo de aclimatizacion sanitaria de nulíparas

nediveradn

Aclimatación – adaptación en granja
  • En cuanto al desarrollo de las futuras reproductoras, estas deben de crecer (ganancia media diaria –GMD-) entre 600 y 800 gramos desde el nacimiento a la primera cubrición (Gráfica 2)
  • Deben alcanzar la pubertad -primer celo- a los 180 días de edad, para que podamos cubrir a las cerdas al segundo o tercer celo a los 220-240 días de vida
  • Deben disponer de espacio suficiente en la zona de recría. en la fase final de crecimiento este debe ser como mínimo de 1,4 m2 por animal, para favorecer su salida al celo y evitar problemas locomotores
  • Dependiendo de la granja, debemos establecer un protocolo vacunal, que debe ser el apropiado para nuestra explotación (protocolos individualizados por granja). Todas las nulíparas deben terminar el protocolo de vacunación 21 días antes de entrar en cubrición
  • Debemos realizar una adaptación al box de, al menos, 21 días. de esta forma, la producción de los tres primeros ciclos se optimiza.

semencardona

Las nulíparas deben terminar el protocolo de vacunación 21 días antes de entrar en cubrición

importancia-gmdGráfica 2. Importancia de la GMD en nulíparas en la fase de crecimiento (Patterson et al. 2000)


Manejo en la cubrición

En el éxito de obtener una correcta cubrición influyen una serie de factores críticos.

Éstos se pueden englobar en dos grandes grupos: los factores claves ligados al semen y los ligados a la cerda.

Los factores clave en el éxito de la cubrición ligados a la cerda –Esquema 1
  • Consumo de pienso en lactación: bajos consumos no solo influirán en el número de óvulos y en la supervivencia embrionaria, sino también en tener un elevado intervalo destete – cubrición
  • Es necesario suministrar niveles altos de alimentación en los días que la cerda este entre el destete y la cubrición, para asegurarnos que sigue la recuperación de carnes ya iniciada en la fase de lactación.
  • Recelar con verracos hermanados para incrementar el estímulo y acelerar la salida a celo
  • Protocolo de cubriciones correcto: la ovulación es en el último tercio del comienzo del celo, y por lo tanto hay que cubrir a la cerda mientras manifieste reflejo de inmovilidad a verraco
  • No realizar un número de cubriciones excesivo: si cubrimos las cerdas cuando están finalizado el celo, tendremos problemas de descargas -cerdas sucias-. En el caso de que esto suceda es necesario cambiar el protocolo de recela y cubrición.
  • La formación del personal es un elemento clave: los empleados bien formados son una garantía de éxito
  • Lo ideal es realizar dos recelas al día; pero si no se hace bien, al menos la recela de la mañana debe ser realiza con tiempo y de calidad
  • Los mejores resultados se obtienen cubriendo a la cerda 24 horas antes de la ovulación (Gráfica 3). las cubriciones demasiado tempranas o demasiado tardías, tienden a generar mayor número de repeticiones y menor prolificidad -tienen peores resultados-.

anoestroEsquema 1. Causa de anoestro en nulíparas con ovarios cíclicos

Momento óptimo de inseminaciónmomento-optimo

Gráfica 3. Momento óptimo de la cubrición, con respecto al momento de la ovulación

Manejo de la alimentación en el primer tercio de gestación de primerizas

El manejo de la alimentación es un factor no sólo técnico sino económico.

Es necesario que la primeriza alcance los 190 kg -unos 40 kg en el periodo de gestación- para que se pueda enfrentar a la primera lactación de muchos lechones con garantías de superarla.

Por lo tanto, daremos en el primer tercio una cantidad más elevada de pienso que en la mitad de la gestación, y si al final de la gestación el estado de carnes de la cerda es correcto, no incrementaremos el pienso consumido.

La cantidad de Pienso aportado a las cerdas debe ser elevada en el primer tercio de la gestación

Altos niveles al final de la gestación no incrementa el tamaño de los lechones, este incremento está más ligado al tamaño y riego de la placenta y esto ocurre en el primer tercio de gestación.niveles-alimentacionGráfica 4. Niveles de alimentación en el primer tercio de gestación (Hoving et al., 2010)

 Tasa de retención de cerdas

Entendemos como tasa de retención el porcentaje de nulíparas que llegan al tercer parto respecto de las cerdas que entraron en la explotación. Nuestro objetivo, sería llegar al 75%, es decir, no perder más de un  25%.

En muchas ocasiones nos encontramos con explotaciones que con esfuerzo consiguen llegar a una tasa de retención del 60% (Gráfica 5).

La granja identificada con una línea azul sigue los procedimientos de eliminación establecidos, siendo el mayor número cerdas eliminadas por edad.

Mientras, la granja en rojo, sufre muchas eliminaciones no voluntarias en los primeros ciclos. en estas ocasiones hay que verificar todos los protocolos de aclimatación y adaptación de las nulíparas a la granja (Gráfica 6)

El objetivo es que la tasa de retención llegue al 75% de las cerdas

tasas-retencion

Gráfica 5. Tasa de retención de dos granjas

causas-frecuentesCuadro 6. Causas frecuentes de eliminación de las reproductoras


Conclusiones

Necesitamos tener la cantidad suficiente de nulíparas en espera de cubrición en granja para poder mantener estable el número de cubriciones por banda, y a su vez, también tener constante el número de  lechones por semana. Si el periodo de adaptación en granja es de unos 60 días, esta cantidad será aproximadamente un 8% del censo de la granja.

Las nulíparas tienen que tener una aclimatación sanitaria adecuada y un buen protocolo vacunal para introducirlas en la granja lo más sanas posibles, y a la vez, inmunológicamente activas.

Hay que tener especial cuidado en cuanto al programa de alimentación y el control del crecimiento de las nulíparas. Este deber ser entre los 600 y 800 gramos de ganancia media diaria entre el nacimiento y la  primera cubrición.

El manejo reproductivo, tiene una gran importancia ya que la principal causa de eliminación de cerda de la granjas, es debida a poca eficiencia reproductiva, la segunda causa de eliminación son las cojeras y las camadas poco numerosas, por eso es necesario hacer un buen manejo de la alimentación en el periodo de crecimiento y disponer de densidades mínimas de 1,3 m2 por cerda.

Un buen desarrollo y manejo adecuado de la nulípara contribuye de manera notable a incrementar la vida productiva del animal en la granja, y por lo tanto, a no incrementar la tasa de reposición.

El manejo adecuado de la nulípara contribuye a incrementar la vida productiva del animal 

calierzoetis

 




Sección técnica

Materias Primas

Noticias sectoriales

 
 

REVISTA

Revista porciNews Septiembre 2021

ARTÍCULOS DE REVISTA



 

Materias Primas

Patrocinado por:

Mercados:

Lleida

Maíz

24-09-2021

Maíz

266€/Tm

-6€/tm

Lleida

Trigo

24-09-2021

Trigo

260€/Tm

5€/tm

Lleida

Soja

24-09-2021

Soja

413€/Tm

1€/tm

Lleida

Cebada

24-09-2021

Cebada

242€/Tm

3€/tm

 







Ver otras revistas


 

Registrate a nuestro newsletter

Obtenga acceso completo a todas las revistas en versión digital y a los newsletters.



 

Entrevistas
porciNews en
Youtube

 
Síguenos en Youtube AgrinewsTV
logo