30/06/2017
Patología

Declarados dos casos de PPA en la República Checa

La declaración de la Peste Porcina Africana fuera de las zonas de restricción implica un aumento del riesgo de difusión al resto de países de la UE.

EL 27 de junio, la OIE recibía la notificación de la detección de dos casos de PPA en la región de Zlín (República Checa) a  50 km de la frontera con Eslovaquia, en una zona que hasta la fecha se consideraba libre de enfermedad y muy alejada de las zonas afectadas de la UE .

localizacion casos PPA

La enfermedad se ha detectado en dos jabalíes hallados muertos  y diagnosticados como positivos por PCR en el laboratorio nacional de referencia. Las autoridades checas instauraron inmediatamente las medidas de control contempladas en la Directiva del Consejo 2002/60/EC, de 27 de junio para tratar de erradicar y evitar la difusión de la enfermedad.

Aun se desconoce el origen de los animales positivos, por lo que se han enviado muestras al laboratorio comunitario de referencia para realizar una secuenciación del virus aislado. 

La enfermedad sigue activa en el noreste de Europa, habiéndose producido un aumento de casos en jabalíes y cerdos domésticos en Polonia, Lituania, Letonia y Estonia, todos ellos incluidos dentro de las zonas restringidas de las partes III y II de la Decisión 2014/709/UE

Las explotaciones domésticas afectadas son de pequeño tamaño, excepto una explotación situada en Estonia, que cuenta con un censo de 3.000 cerdas y una localizada en Polonia, con 63 cerdos,  ambos incluidos en la zona de restricción.

La declaración de estos casos en la República Checa implica un agravamiento sustancial de la situación y pone de manifiesto el riesgo inminente de que la enfermedad se propague al resto de los países de la UE, por lo que en estos momentos es esencial mantener la alerta ante cualquier signo de enfermedad. 

Con respecto a España, el MAPAMA está verificando los movimientos de riesgo desde las zonas afectadas a nuestro país.

Ante esta situación especialmente grave, es necesario extremar las medidas de bioseguridad, tanto a nivel de las explotaciones porcinas, como durante el transporte de los animales, siendo crucial llevar a cabo una escrupulosa limpieza y desinfección de los medios de transporte, especialmente en aquellos casos en los que haya contacto con países afectados o en riesgo.

Cabe destacara también, el papel esencial de los sistemas de vigilancia pasiva, que operan a través de la información aportada por veterinarios y ganaderos y posibilitan la rápida detección y notificación de cualquier sospecha de síntomas compatibles con la enfermedad, a los servicios veterinarios oficiales

Para más información consultar la web del MAPAMA

Dejar un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza Cookies propias y de terceros, para recopilar información con la finalidad de mejorar nuestros servicios, para mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias, así como analizar sus hábitos de navegación. Si continua navegando, supone la aceptación de la instalación de las mismas. El usuario tiene la posibilidad de configurar su navegador pudiendo, si así lo desea, impedir que sean instaladas en su disco duro, aunque deberá tener en cuenta que dicha acción podrá ocasionar dificultades de navegación de la página web.

ACEPTAR
Aviso de cookies

¡Hola! Haga clic en nuestro representante a continuación y nos pondremos en contacto con usted lo antes posible.

Podemos ayudarte por WhatsApp