09 Feb 2021

Contacto humano – animal positivo: reducción del estrés en cerdos

El estrés, que se refiere a la respuesta biológica de un individuo a un cambio ambiental, puede amenazar el bienestar animal y comprometer la productividad de los animales de granja.

El grado en que el estrés afecta el bienestar y la productividad de los animales depende de la fuerza del factor estresante y de la resistencia del animal al estímulo estresante.

La respuesta de un individuo a un factor estresante está influenciada por la experiencia previa del animal con el estrés y, por lo tanto, la edad y / o la experiencia pueden afectar la resistencia al estrés.

En los sistemas de producción animal donde las prácticas de cría y alojamiento implican un contacto humano cercano, la interacción humana de naturaleza positiva puede facilitar la resistencia al estrés. 

Contacto humano – animal y estrés: antecedentes: estrés

El manejo positivo previo al transporte redujo la frecuencia cardíaca en terneros durante el transporte y el sacrificio, y redujo las patadas y el comportamiento inquieto en las vacas lecheras durante la palpación rectal.

Realizar “caricias” en las primeras 2 semanas de vida generó un mayor aumento de peso diario en los terneros desde el nacimiento hasta el destete.

Además, los movimientos y caricias lentos durante la manipulación mejoraron las tasas de fertilidad en las gallinas y la expresión del cuidado materno en las cabras lecheras en el posparto.